Presenta Sitios para socios Información LinkXpress
Ingresar
Publique su anuncio con nosotros
Direct Effect Media/Illumina

Aminoácidos predicen riesgo de enfermedad cardiovascular en mujeres

Por el equipo editorial de Labmedica en español
Actualizado el 09 May 2018
Print article
Imagen: Un nuevo estudio mostró que una medición única de los aminoácidos de cadena ramificada en la corriente sanguínea predijo el riesgo futuro de eventos CV en las mujeres (Fotografía cortesía de iStock).
Imagen: Un nuevo estudio mostró que una medición única de los aminoácidos de cadena ramificada en la corriente sanguínea predijo el riesgo futuro de eventos CV en las mujeres (Fotografía cortesía de iStock).
Los resultados de un estudio reciente respaldaron la hipótesis de que los BCAA plasmáticos (aminoácidos de cadena ramificada) se asociaron positivamente con el riesgo de enfermedad cardiovascular (ECV) y que se relacionaron con un diagnóstico intermedio de diabetes tipo II (DT2).

Un aminoácido de cadena ramificada (BCAA) es un aminoácido que tiene cadenas laterales alifáticas con una ramificación (un átomo de carbono central unido a tres o más átomos de carbono). Entre los aminoácidos que se encuentran en las proteínas, hay tres BCAA: la leucina, la isoleucina y la valina. Estos tres BCAA se encuentran entre los nueve aminoácidos esenciales para los humanos y representan el 35% de los aminoácidos esenciales en las proteínas musculares y el 40% de los aminoácidos preformados requeridos por los mamíferos.

Los aminoácidos circulantes de cadena ramificada (isoleucina, leucina y valina) son predictores fuertes de diabetes mellitus tipo II (DT2), pero su asociación con la enfermedad cardiovascular (ECV) es incierta. Para determinar si los BCAA tienen un papel en la ECV, los investigadores del Hospital Brigham and Women's (Boston, MA, EUA) midieron los niveles de BCAA en muestras de sangre usando la espectrometría de RMN. De las más de 27,000 mujeres estudiadas, 2,207 experimentaron un evento cardiovascular durante el período de seguimiento de 18 años.

Los BCAA se asociaron positivamente con la ECV en un grado comparable al LDL-C (colesterol de baja densidad). Los BCAA se asociaron con eventos coronarios (infarto de miocardio, revascularización y tuvieron una asociación significativa limítrofe con el accidente cerebrovascular). La asociación BCAA-ECV fue mayor entre las mujeres que desarrollaron DT2 antes de la ECV que en las mujeres sin DT2. El ajuste para el LDL-C, un factor establecido de riesgo para la ECV, no atenuó estos hallazgos; sin embargo, ajustar para la HbA1c (hemoglobina glicosilada) y para la resistencia a la insulina eliminó las asociaciones de los BCAA con la ECV.

“Examinamos a más de 27,000 mujeres en el Estudio de Salud Femenina y descubrimos que una medición única de aminoácidos de cadena ramificada en el torrente sanguíneo, una prueba que ahora se puede realizar fácilmente, predijo el riesgo futuro de eventos cardiovasculares en la misma medida y de manera independiente que el colesterol LDL y otros factores de riesgo”, dijo la autora principal, la Dra. Samia Mora, investigadora en el centro de metabolómica de lípidos en el Hospital Brigham and Women's. “Esto fue particularmente así para las mujeres que desarrollaron la diabetes tipo II antes de su enfermedad cardiovascular”.

El trabajo fue publicado en la edición en línea del 23 de marzo de 2018 de la revista Circulation: Genomic and Precision Medicine.



Print article

Canales

Copyright © 2000-2018 Globetech Media. All rights reserved.